Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

La reforma de esta cocina logró un cambio radical del espacio

En esta cocina se plantearon tres retos: ampliar el espacio, lograr una atmósfera que invite a disfrutar de ella durante horas, e incluir una barra de desayunos. El plus inesperado fue añadir, además, un práctico office.

Cuando los propietarios adquirieron esta vivienda, tenían muy claro que su pasión por los fogones merecía una cocina bien equipada y con encanto. Para ello encargaron la reforma a la interiorista Natalia Zubizarreta, quien integró el tendedero para ganar espacio útil, distribuyó el mobiliario en forma de U y optó por muebles de estilo vintage.

La elección fue el modelo Época Blanco Seda Mate, de Santos, instalado por Chiqui Sarón. Sus puertas con cuarterones y tiradores de cazoleta, junto al alicatado con azulejo tipo Metro y la grifería retro, lograron una atmósfera entrañable. Como encimera, se escogió un granito negro, el modelo Zimbawe, de la firma Naturamia.

Su contraste con los frentes blancos de los armarios realza la luminosidad de la cocina. Además, la interiorista incluyó una barra de desayunos y una grata sorpresa: el office, un sueño al que, por motivos de espacio, habían renunciado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cocina estilo vintage

Bajo el encantador aire vintage de la cocina se esconden electrodomésticos de última generación. Como la campana, integrada en el módulo alto sobre la placa, que además de quedar oculta a la vista, ofrece una zona de almacenaje adicional. O el frigorífico, que pasa desapercibido tras puertas que simulan armarios.

Diseño de cocina, de Chiqui Sarón. Campana, de Cata. Placa y horno, de Bosch.

La barra
En la zona de la península, sobre la encimera negra se ubicó una segunda encimera volada, ésta laminada en acabado Olmo claro, de Santos. ¿Su misión? Sirve como barra de desayunos y marca la transición hacia el office. Para iluminarla se eligieron dos lámparas de techo verde agua, y los taburetes se pintaron a juego, en el mismo color. Lámparas y taburetes Bosse, de Ikea

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Distribución en forma de U

Al integrar el antiguo tendedero, la cocina ganó un espacio muy útil para ubicar los elementos más voluminosos. Las columnas integran horno, microondas, lavavajillas, frigorífico, secadora y caldera. La distribución de los muebles en forma de U facilita las tareas de cocina, ya que las zonas de cocción, trabajo, aguas y almacén están cerca unas de otras.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Papel pintado

El office cuenta con una mesa redonda, recuperada. Al tener patas que surgen de un solo eje central, las sillas se pueden meter debajo del sobre y facilitar una circulación fluida por la cocina. El comedor se delimitó visualmente con un papel pintado que reviste la pared más larga, y con una lámpara de techo, de estilo industrial, de Pantallas Artesanas J46.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La nota de color

Bandeja con campana de cristal (21 €). Es de Bloomingville.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Ilumina la barra

Lámpara metálica, en verde menta ¡pura tendencia!
De HK Living (169,95 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Con sobre extensible

Y patas torneadas, mesa Ingatorp, de Ikea (259 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas