El papel pintado obró milagros en el restyling de esta cocina abierta al salón

El espacio del office se abrió al salón derribando el tabique de separación y unificando todo en un ambiente.

cocina con office abierta al salón mediante un cerramiento de cristal
Tato Baeza

Los propietarios de este céntrico piso de Valencia, decidieron reformar la zona de día para pasar de varias estancias compartimentadas a un único espacio de cocina abierta al salón. La cocina original se había reformado a finales de los 90 con armarios altos y bajos de tablero de melanina con efecto roble en color blanco, dispuestos en perímetro con sencillos tiradores de aluminio intercalando los distintos electrodomésticos, cocina de gas y un armario de despensa con puerta de lamas independiente. En la zona office contigua había un segundo fregadero, la nevera y un módulo para horno microondas. La estancia de techos altos y moldurados era un buen punto de partida para la reforma.

El proyecto ha consistido en un restyling para abrir el espacio del office al salón derribando el tabique de separación y unificando todo en un ambiente, convirtiendo la cocina en un oasis de relax y en el corazón del hogar.

El piso en cuestión destaca por las ventanas en forma de arcos que dotan a la vivienda de una gran personalidad.
Tato Baeza

Para idear el restyling, la interiorista Tatiana Boltom estudió la base espacial existente. Los armarios daban mucha claridad y estaban bien dispuestos aprovechando cada rincón, aunque los tiradores resultaban un poco anticuados. Decidió partir del binomio blanco negro e incorporar un toque más industrial diseñando unos ventanales con marco de hierro lacado que separan la cocina del salón. Dejó los muebles bajos por estar en buen estado y los actualizó pintando los tiradores de negro para realzar el contraste. También retiró los módulos altos para romper con el estilo de la cocina e incorporar un punto atrevido y fresco.

Tato Baeza

Uno de los grandes aciertos del proyecto fue decorar la pared de la zona office con un papel pintado con motivos vegetales en una elegante gama de verdes y grises. Además, se rediseñó todo el frente lateral de armarios con una línea de estantes vistos, continuando con dos módulos de suelo a techo para la nevera, la despensa auxiliar y el mueble bar más cercano al salón.

Tato Baeza
Tato Baeza

Se escogió un tablero negro acabado en roble de Egger que da un aire muy elegante a este espacio office y que combina muy bien con el blanco.

Tato Baeza
Tato Baeza

Para integrar la geometría que marcaba la disposición de los alicatados se pintó la pieza moldurada de color negro con pintura especial para azulejos y se diseñaron dos baldas a la altura que marcaban los muebles nuevos de la cocina.

El conjunto enmarca el espacio mientras crea un ambiente sereno, exclusivo y relajante.
Tato Baeza

Los muebles a medida se combinaron con elementos decorativos más democráticos y habituales de los pisos de alquiler o turísticos, con piezas de IKEA como la lámpara de techo o la mesa y sillas de aire retro. Como piezas más exclusivas se escogieron unos jarrones de cerámica valenciana pintados a mano y un frutero italiano de rejilla de cobre muy especial.

Tato Baeza
Tato Baeza
Tato Baeza

Diseño de proyecto: OSSADIA Restyling Group.
Contacto de la interiorista:
trendmercat@gmail.com.


This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Reformas