Cuadros para la cocina

Quiero poner unos cuadros en la cocina, pero no sé cómo hacerlo. Los muebles son blancos y azules, con tiradores en cromado. El suelo es azul claro y las paredes están revestidas con azulejos blancos y una cenefa en azul. ¿Qué tipo de cuadros pongo? ¿Cómo elijo el marco?

El tipo de cuadros depende del estilo de la cocina y del lugar en el que vayas a exhibirlos. Para romper la línea cromática que predomina, escoge cuadros que combinen blanco y azul con otras tonalidades. En cuanto al motivo, no creas que debes elegir sólo temáticas relacionadas con la cocina, aunque siempre son muy socorridas. Una obra abstracta, en la que sólo predominen los colores y en la que se intuyan las formas, dará mucha personalidad. Otra opción son las láminas. Escoge fotografías que te gusten y enmárcalas en cromado. Realiza una composición con láminas de diferentes tamaños, de igual tamaño pero con molduras de diferentes estilos o bastante simétrica —la opción menos arriesgada—. Una idea: enmarca trozos de papeles pintados o de telas entonadas con tu cocina.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas