Una cabaña de cuento muy rústica

Prepárate para enamorarte de esta cabaña de madera mini y rústica. Por fuera, un maravilloso porche rodeado de naturaleza. Por dentro, en poco espacio, todo el confort con aire campestre.

image

Olvídate de los resorts. Esta cabaña de madera, de nombre Firefly, es el destino perfecto para una escapada.

Si sueñas con coger un avión y salir de escapada a un paraje relajante, entonces te encantará esta cabaña rústica en esencia, escondida en Trebudannon, en el Reino Unido. El diseño interior es perfecto (y cómodo) para una casa de vacaciones. La cabaña reproduci el taller de un carpintero (¡la madera es protagonista!) y nos traslada además a un siglo pasado, en el que todo era mucho más simple.

Y por fuera, la cabaña roba corazones. Las grandes puertas de granero se abren a un porche de madera pintoresco, con sillas mecedoras y plantas en macetas. En el invierno, un lugar perfecto es junto a la chimenea, mientras que en verano lo mejor es sencillamente sentarse, relajarse y disfrutar de las magníficas puestas de sol sobre las colinas. En el baño también es posible relajarse bajo una lluvia de cobre mientras se ven las nubes a través de una claraboya situada justo encima.

Si quieres saber más sobre este refugio: Unique Home Stays.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Una cabaña de madera

Una cabaña mini de madera, rodeada de naturaleza.

Con estanque

Cerca de la cabaña, un estanque.

Con porche exterior

Para disfrutar de las vistas, la casa se prolonga en un porche techado.

Chimenea al aire libre

Junto al porche, al que se accede desde el interior a través de un portón de establo, una chimenea de piedra con una chimenea exterior.

El salón con chimenea

El salón, confortable, al calor de la chimenea y con una decoración que traslada a las montañas.

Detalle de la chimenea

Con el fuego encendido.

Luz cenital

El tejado, a dos aguas, cuenta con ventanas que llenan de luz cenital el interior. La madera predomina en todo el interior. Como decoración objetos y herramientas de una carpintería. En la cocina, en la pared, estantes con el menaje a la vista.

Sucesión de ambientes

Sucesión de ambientes, desde la cocina al comedor, al salón y al dormitorio, en una estancia independiente,

El comedor y la cocina

El comedor y la cocina.

Distribución

La cocina se organiza en dos frentes paralelos. Entre ambos, el módulo de la cocina.

Almacenaje en la pared

En la pared de la cocina, módulos abiertos para organizar el menaje. Todo a la vista y a mano.

Próxima al comedor

La cocina queda al lado del comedor, lo que facilita los desplazamientos.

En detalle

La cocina al fondo y a la derecha uno de los frentes con superficie de trabajo y el fregadero de porcelana.

Al porche

Un gran portón abre la casa al exterior, al porche.

Salón al aire libre

Un par de mecedoras en el porche con una mesita auxiliar. Al abrir la puerta, la zona de estar se amplía. El porche se concibe como un saloncito exterior.

Dormitorio con baño

El dormitorio, en una estancia independiente, cuenta con un baño integrado.

El dormitorio

El dormitorio mantiene el mismo estilo rústico que el resto de la vivienda. La calidez de la madera se acompaña de textiles abrigados y una decoración ad hoc.

Con salida al exterior

En un latera un ventanal por el que se accede al exterior, a un pequeña zona de descanso al aire libre, equipada con un par de tumbonas.

Detalle de la mesilla

Apenas resta espacio, una pequeña balda tipo ménsula mini junto a la cama a modo de mesilla. Una lámpara de techo cuelga encima.

Salida al jardín

Vista del dormitorio con el ventanal abierto al exterior. Delante, un par de tumbonas.

Un rincón bonito

Una bonita tumbona de madera encaja en el exterior de piedra y plantas.

Puerta con cortina

Vista desde el dormitorio hacia la zona de día de la cabaña. Una cortina independiza los espacios.

Cuarto de baño

Una imagen vale más que mil palabras: este cuarto de baño nos hace viajar en el tiempo.

Detalle del lavabo, de piedra

Detalle del lavabo, de piedra. A su lado la zona de la ducha, abierta.

Ducha y bañera

Un baño completo: zona de la ducha y a continuación la bañera, una pieza de piedra.

Vistas al cielo

Sobre la bañera, una ventana en el techo que permite disfrutar de un baño mientras se ve el cielo.

La fachada

La fachada de la cabaña responde al estilo rústico.

Vista del porche

Vista del porche de la casa, perfectamente equipado.

Naturaleza en estado puro

La cabaña se encuentra rodeada de naturaleza.

La vegetación

Sin duda la cabaña es un lugar para perderse y evadirse de las rutinas y prisas diarias.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas