Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Paz y armonía: Una casa de estilo nórdico

La propietaria de este piso quería transformarlo, tener la sensación de estrenar. Tras las obras de reforma, que partían de su gusto por el estilo nórdico, consiguió su deseo: tener una casa nueva y fresca, que transmite paz y armonía.

Una casa nueva y fresca, que transmitiera paz y armonía. Eso quería la propietaria de este piso de Alcobendas, Madrid; por eso encargó una reforma integral al Estudio Roma & Ro.

Ellos partieron de su gusto por el estilo nórdico, en el que predominan los tonos sosegados, pero introdujeron dosis de color, ya que la dueña tiene una niña. Para personalizar la habitación principal, sobre una base de tonos neutros se utilizó el azul, el color favorito de la dueña. En este dormitorio se prescindió de televisor para dar paso a la lectura; por eso, junto a la cama se situó una mesilla con cajones, para almacenar los ejemplares pendientes.

El baño, tipo suite, se reformó entero: se retiró el mármol original para ganar centímetros y se alicató en blanco, que transmite sensación de amplitud. Se cambió la bañera por una ducha y, además, se optó por colocar un espejo de formato horizontal para reflejar la luz del dormitorio y para que desde éste se apreciara el gresite azul de la ducha, de Hisbalit, y lograr la fusión visual entre ambas estancias.

En el dormitorio infantil se creó una estancia funcional, para que a medida que la niña crezca, se adapte a sus necesidades. Se mantuvo el zócalo de madera a media altura, y se combinó con papel pintado en la zona superior, que se puede ir sustituyendo por un modelo acorde a cada edad. El cuarto de baño de la pequeña también se reformó al cambiar el plato de ducha por una bañera. En definitiva, una casa hecha a la medida de sus habitantes.

Ver también: IDEAS: Un salón familiar con zona de juegos

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estantería sin trasera

El salón está dividido en dos áreas por expreso deseo de la propietaria. Por un lado se encuentra la zona de estar y, oculto tras la estantería sin trasera, un espacio con un sofá-cama, para albergar a posibles invitados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Sofá en tono gris

Papel, de Nina Campbell. Tela de las cortinas, de Fancy Decor. De Kenay Home: cojines, kílim y jarrones de cerámica rosa cuarzo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Jarrones como punto focal

Piezas al gusto vintage. Añade una nota retro a un rincón de tu hogar con piezas especiales, como estos jarrones, de la firma Kenay Home. Pasará a convertirse en un punto focal.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Jarapa azul

Sofá-cama, de Maisons du Monde, y estantería, de Ikea. Juego de café, de A Loja do Gato Preto. Silla, muñeco y cojines del suelo, de Zara Home. Jarapa de color azul, de Kenay Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Damajuana sobre mesa del comedor

El comedor está incluido dentro del salón, como una tercera zona. En él se respetó el estilo nórdico, como demuestra la elección de diferentes modelos de sillas alrededor de la mesa.Cuadro, de María Miralles. Mesa y sillas, de La Forma. La alfombra es de Zara Home y la damajuana, de Kenay Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vinilos enrollables

Para matizar la luz, que entra a raudales a través de los ventanales, se eligieron unos estores vinílicos enrollables, muy fáciles de recoger y de limpiar.
Gresite hexagonal, de Hisbalit. Olla, de Ikea. Sobre la mesa: jarrón azul y juego de tazas estampadas, de A Loja do Gato Preto; botella de cristal, de Kenay Home, de donde son también la botella y la cazuela, junto al frigorífico (en la imagen de la derecha).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Añade una pincelada de color

La cocina, a juego. Si te decides por tonos neutros, añade una pincelada de color. Puedes animar el conjunto con accesorios en una misma gama y hacerlo extensivo al menaje y a los complementos textiles.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La cocina cómoda y funcional

La cocina se reformó por completo. La dueña, que trabaja fuera de casa, quería un espacio funcional y cómodo porque no come habitualmente en él, pero sí lo utiliza para preparar las cenas y comidas de su hija.Se apostó por un alicatado muy luminoso, en blanco, y un suelo gris. La única concesión al color se hizo en el zócalo de la zona de trabajo, revestido con un gresite hexagonal, y en las sillas, en un intenso color verde.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Escalera blanca

La escalera blanca es de Ikea, al igual que el mueble del baño. Un elemento funcional para colocar las cosas de baño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cama cuna

Para que el cuarto se adapte al crecimiento de la niña, se optó por una cama-cuna. Además, se buscó que con el paso del tiempo la habitación no mantenga un ambiente demasiado infantil. Cama-cuna, de Mothercare. Sobre ella, una manta de Zara Home. Las estanterías son de Ikea. Alfombra, de Zara Home Kids. Balancín,
de Decora tu Alma.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Separar con estilo

En la habitación de los pequeños de la casa, mantén en orden sus juguetes en cajas o estanterías. Es mejorque, a primera vista, parezca despejado:
un domitorio ordenado siempre dará sensación de mayor amplitud.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Archivadores de Ikea

A la zona de trabajo, que cuenta con abundante luz natural, se accede tanto desde el dormitorio principal como desde el de la niña. Los archivadores son de Ikea y la cesta azul, de Leroy Merlyn.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Secreter en la zona de trabajo

La terraza, cerrada en su día por el antiguo dueño, se ha convertido en un luminoso despacho. Ahora es
una zona de trabajo práctica y actual. Secreter, de Ikea y silla, de Laroshe. Cajas sobre el armario,
de Howards Storage World. Alfombra, de A Loja do Gato Preto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Acabado en blanco y madera

Un escritorio muy práctico. Apuesta en la zona de trabajo por un diseño funcional; este modelo permite plegar el sobre y, cuando está cerrado, pasa desapercibido. Su acabado, en blanco y madera, es acorde con la decoración.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Escalera para organizar objetos pequeños

Súmate a las escaleras y cambia los cajones por las cestas. No solo sirven para alcanzar cosas en la altura, también para organizar objetos pequeños, por ejemplo, en el baño. Toalla azul, de A Loja do Gato Preto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cama sin cabecero

Cabecero. La propietaria no quería contar con uno en su dormitorio, por eso se optó por pintar de azul la pared en la que se apoya la cama, y decorar con cojines en diferentes tonos y estampados.
Jarrones sobre la mesilla, de A Loja
do Gato Preto. Alfombra, de Kenay Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Apliques de pared

Aunque sustituyas las lámparas por apliques de pared, no renuncies a la mesilla, es práctica y decorativa. Recuerda que si incluye cajones, tendrás a mano los libros pendientes de lectura, las medicinas o los cosméticos de uso nocturno.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Lámpara de techo

El azul es el tono preferido de la dueña y, como combina a la perfección con el estilo nórdico, se eligió para el dormitorio principal, convirtiéndolo en la estancia más personal de toda la casa. Lámpara de techo, de LMA Iluminación. Estanterías, de Ikea. Armario con puerta de espejo, de Amazon. Los almohadones, el plaid y la colcha son de la tienda Kenay Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Toallas de color para el baño

Mueble de lavabo, de Ikea. Las toallas son de A Loja do Gato Preto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Lavabo con cajonera

Mueble de lavabo, de Ikea. Las toallas
son de A Loja do Gato Preto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Plano de distribución

Plano de distribución del piso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas