Reforma de un piso de 115 m²

La nueva distribución permitió crear un amplio salón-comedor, una cocina más funcional y tres dormitorios, cada uno con su propio baño.

image
1 de 10
La puerta que separaba el estar del comedor se eliminó

para conseguir una continuidad visual entre ambos ambientes. El cuadro apoyado en el vano, una pintura abstracta, potencia este efecto. Mesa de centro, de Concha Bay. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
El estar se situó junto a las ventanas.

Como éstas eran de gran tamaño, se instalaron persianas eléctricas, más fáciles de manipular. La zona se decoró con dos sofás de Las Aguirre colocados en forma de L, que se tapizaron con una tela de Coordonné. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
En el pilar

que hay entre el comedor y el estar se apoyó un cuadro alargado, ya que en este tipo de vigas, debido a su dureza, no es posible colgar nada. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
La mesa se situó en el centro del comedor para no dificultar el paso hacia el estar.

Para decorarlo, los dueños optaron por muebles de estructura ligera. Junto al pilar que delimita el inicio del salón colocaron un sofá, de C&J2. Cuadro, de Regina Jiménez. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Los muebles del comedor

se eligieron de diseño actual y en materiales naturales que contrarrestan la sobriedad de sus líneas. Mesa de madera de wengué, de Jok. Sillas de cuero Infantes de C&J2. Foto enmarcada, de Isabel Muñoz. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
La cocina se amplió al integrar el cuarto de plancha.

Se decoró con armarios blancos que se adaptan a las irregularidades de la nueva planta, y con una encimera de Duropal a tono. Todo, de Larmon. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
En el dormitorio del niño,

los frentes del armario y la puerta que conduce a su cuarto de baño se pintaron en blanco; así se integran mejor en la pared y pasan más desapercibidos. Se decoró con una cama nido, para que pueda invitar a dormir a algún amiguito, y con un escritorio de herencia familiar. Cama, cojines y cuadro, de El Osito Azul. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
La habitación principal

se decoró con muebles de aire colonial. Las mesillas se eligieron con estantes y, para aprovechar mejor la superficie, las lámparas se sustituyeron por apliques de pared. Mesillas y cabecero, de Abaka. Banqueta, de Isabel García-Tapia. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
El objetivo primordial en el cuarto de baño

era conseguir espacio de almacén donde guardar productos de aseo. Para ello, los lavabos se encastraron en una encimera de mármol apomazado y debajo se realizó un mueble a medida con armarios y cajones. PLANO >

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
PLANOS

Puntos clave de la reforma: se unieron salón y comedor, se hizo una cocina más funcional y un dormitorio nuevo. Además, se renovaron revestimientos e instalaciones.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Reformas