Una vivienda diseñada especialmente para estudiantes

Ladrillo visto y madera son los materiales protagónicos.

Piso de estudiantes Barcelona
Hearst

Un proyecto de reforma convirtió una vieja finca en el barrio de Gracia de Barcelona, en una vivienda compartida para estudiantes. La casa, habilitada para un total de ocho estudiantes, cuenta con 8 habitaciones en suite y numerosos espacios comunes. Se ha optado por dejar buena parte de las paredes de ladrillo visto, mantener los pavimentos originales y diseña mobiliario a medida, con madera de pino.

El estudio de interiorismo Coblonal ha conseguido dotar a la vivienda, que cuenta con 390 metros cuadrados distribuidos en 4 plantas, de un aire juvenil y desenfadado, conteniendo los costes de producción.

Comedor y lámpara de pie
Hearst
Escalera de madera

Mesa con caballetes X y tableros de contrachapado, sillas Odger de Ikea, lámpara de pie de Mercantic St Cugat.

1 de 11
Sillas de madera y aluminio
Hearst
Sala polivalente

En la sala polivalente, se ha ideado una zona de almacenamiento aprovechando un hueco de la pared que, en armonía con todo el proyecto, se ha realizado a medida en madera de pino natural. También se han habilitado distintos espacios para charlar o tomar un café, en la terraza o a cubierto.

2 de 11
Salón de convivio
Hearst
Amplias zonas sociales

El proyecto de reforma ha conseguido habilitar unas amplias zonas sociales, con el objetivo de fomentar la interrelación entre los habitantes de la vivienda, más allá del establecimiento de turnos y responsabilidades compartidas, hacia una relación de convivencia fraternal, acorde con el estilo de vida de la generación Millenial.

3 de 11
Comedor y sillas de madera
Hearst
Techos de volta catalana

Los techos se han dejado en su original “volta catalana”, en algunos espacios como en la zona de comedor, se han pintado en blanco para generar mayor luminosidad, en otros se ha optado por mostrarlos en su estado natural.

4 de 11
Frentes de madera
Hearst
Amplía cocina

La amplia cocina, cuyo mobiliario está realizado con madera de pino natural, cuenta con una isla cuya altura permite dividir el espacio sin cerrarlo a la zona de comedor.

5 de 11
Fregadero
Hearst
Fregadero y amplia barra

Es una cocina singular, pues cuenta con fregadero, nevera, lavavajillas, horno y microondas por duplicado.

6 de 11
Bitaca y silla vintage
Hearst
El recibidor

Butaca Gilda de Zanotts, lámpara de pie Leaves de Bolia, revistero Curva de AYTM, lámpara de techo Nido de Faro, sillas vintage de anticuario

7 de 11
Cama individual
Hearst
Dormitorios

Habitaciones plenamente funcionales con cama, armario, amplio escritorio y baño propio, Coblonal optó por darles un diseño interior neutro, de estética juvenil y natural, que se adaptara a un amplio espectro de residentes.

Ropa de cama de Zara Home, ventiladores modelos Keiki y Lantau de Faro, lámpara Cestita de Milà por Santa & Cole.

8 de 11
Azulejos blancos
Hearst
Azulejos blancos

En los baños, el blanco de los azulejos aporta mayor luminosidad.

9 de 11
Accesorios para baño
Hearst
Cuartos de baño

Mueble lavamanos diseño de Coblonal Interiorismo, toallero de Torbisco, accesorios para baños, lavamanos de Durastyle de Duravit, sanitarios Meridian de Roca.

10 de 11
Puerta corredera
Hearst
Zona de estudio

Zona de estudio que conecta con el baño a través de una puerta corredera enmarcada en madera.

11 de 11
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas