Un espléndido ático con terraza en la ciudad

Ganar espacio y luminosidad fue el reto planteado en la reforma de este ático, antes muy compartimentado, y cuyo interior no se correspondía con la amplia terraza.

ático
LUPE CLEMENTE

Cuando sus actuales propietarios —una pareja de jóvenes profesionales— encontraron esta vivienda en Madrid, sabían que deberían reformarla de arriba abajo. A pesar de su espectacular terraza —lo mejor de la casa— el resto de estancias, muy pequeñas, se distribuían en dos habitaciones, una cocina mínima y un baño incómodo. Muy lejos de lo que ellos demandaban: espacios amplios y abiertos, proyectados hacia el exterior.

Buen aislamiento. Uno de los problemas de los áticos es su excesiva exposición al frío y al calor. Por eso, en esta reforma se invirtió en aislar techos y paredes para mayor comodidad y ahorro energético de los dueños. Y se pintaron en blanco para capturar mejor la abundante luz natural de la que disfruta toda la vivienda. Lámpara de pie, de Aromas del Campo. Butaca, de Westwing.

In & out. Instalar una puerta acristalada permite integrar mejor la terraza en el salón, incluso, cuando permanece cerrada. Aquí se optó por una carpintería de aluminio con perfilería de hoja oculta y un tipo de cristal inteligente, que filtra el sol en verano y bloquea la salida del calor en los días de invierno. Cristal Guardian Sun, de Guardian Glass.

El toque eco. Frente a la zona de estar se encuentra la cocina, abierta y con barra de desayunos incluida.La presencia de plantas es importante tanto en el exterior como en el interior de la vivienda.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
¡QUÉ ACIERTO!
Lupe Clemente

La existencia de un pilar en el salón condicionaba mucho la distribución. Para sacar partido a ese rincón, en la pared se colocó una estantería con baldas realizada a medida. Una butaca y una lámpara de pie convirtieron este espacio en una grata zona de lectura.

Trío vertical
En la zona de estar, sobre el sofá, se colocó una composición de cuadros de idéntico tamaño y moldura. Su disposición, uno al lado del otro, y la elección de marcos y temática similares refuerzan la sensación de orden. Este tipo de composiciones sobre la zona de asientos logra que los techos parezcan más altos. Cuadros: 3 anatomías de interiores, de Aikvall. Puf, alfombra, macetero y espejo, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
VIDA EXTERIOR
Lupe Clemente

Tener una terraza en la ciudad es un privilegio; sobre todo si es amplia, como esta. Sus generosas dimensiones hicieron posible ubicar a un lado una zona de relax, con sofá y butaca, y al otro, un comedor exterior para disfrutar de ambos con los primeros rayos de sol.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
ZONA CHILL OUT
Lupe Clemente

La orientación de la terraza determina la elección de las plantas, según las horas de luz y agua que necesiten. En este caso se contó con la ayuda de expertos en jardinería para configurar el oasis exterior. En macetas o en jardineras, las plantas recorren todo el perímetro de la terraza tanto en la zona del comedor como en esta, más desenfadada. Muebles de exterior, de El Corte Inglés. Alfombra y cojines, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
PRIMA LO NEUTRO
Lupe Clemente

Todo el proyecto de la vivienda gira en torno a colores y elementos naturales. Prueba de ello es la elección en el salón de una alfombra de lana y cojines de algodón en tonos neutros, que contrastan con el azul marino del sofá o el terciopelo verde de la butaca. Un juego cromático que da carácter.

Sofá, de Maisons du Monde, cojines, de El Corte Inglés y mesita de café de piedra natural, de los propietarios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
INTOCABLE
Lupe Clemente

Algunos pilares, al ser de carga, no deben eliminarse; es el caso de este, en la cocina, que lejos de ser un punto de discordia, se integró como elemento separador con la zona de estar. La continuidad estética se asegura al colocar el mismo pavimento de madera.

Estilo industrial
Sobre la barra de desayunos se instalaron dos lámparas de techo idénticas. Su exterior, en negro, contrasta con el interior dorado, una combinación muy actual.

Lámparas, de SuperStudio. Sillas adquiridas en un anticuario.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
EN CLAVE BICOLOR
Lupe Clemente

La cocina se concibió en blanco y negro. El primero se eligió en paredes y encimera, para captar la luz natural, y el segundo protagoniza el mobiliario inferior, la grifería y las lámparas.

Su distribución en U fue un acierto, con ella se aprovecha mejor el espacio. Porcelánico, de Azulejos Peña. Cuadro, de YellowKorner.

Que fluya la luz. En cocinas pequeñas, como esta, contar con luz natural es importante. Una buena solución pasa por despejar la pared de la ventana para facilitar la entrada de claridad y su libre circulación por el salón. De ahí que los muebles altos y la nevera se colocaran a la derecha y se eligieran en blanco para no reducir visualmente la estancia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
BIEN ENFOCADO
Lupe Clemente

Una vez potenciada la iluminación natural, la artificial se solucionó con diferentes modelos de lámparas suspendidas, de pie y focos empotrables led en el techo. Estos, distribuidos por toda la vivienda, son una opción moderna, económica y eficiente.

Lo más natural
En la incesante búsqueda de elementos naturales se optó por revestir todo el suelo de la casa, incluso la cocina, con un pavimento de madera que le diera continuidad y calidez al proyecto. Solo escapan a esta solución la terraza y el cuarto de baño, con baldosa cerámica. Para enfatizar el contraste, se eligió un tono de madera oscuro, acabado tipo roble, que le da un aspecto atemporal. Suelo de tarima laminada, de Parador.

Puertas correderas
La elección de este tipo de puertas resulta la mejor opción en espacios reducidos, ya que al ir integradas dentro de los tabiques, no ocupan espacio. En esta vivienda se colocaron dos, en el dormitorio y en el cuarto de baño. Ambas se plantearon enfrentadas a la puerta de la terraza para que —cuando permanecieran abiertas— la luz circulara de unas estancias a otras y diera una sensación de mayor espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
DE PARED A PARED
Lupe Clemente

En el único dormitorio de la vivienda, frente a la cama, se dispuso un doble armario ropero que ocupa toda una pared. Sus cuatro puertas permiten que cada miembro de la pareja cuente con un módulo para él solo. Los frentes se pintaron de blanco, como el resto de carpintería de la casa, y se colocaron unos originales tiradores de cuero que actualizan su diseño. Ropa de cama, de Zara Home. Pintura, de Procolor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
DORMITORIO LUMINOSO
Lupe Clemente

Frente al armario ropero se dispuso la cama de matrimonio, con un cabecero a medida, ribeteado con tachuelas. Unas mesitas nido de madera y metal hacen de mesilla a ambos lados. Mesitas de noche, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
BLACK & WITE
Lupe Clemente

Un mueble volado con cajones alberga el doble lavamanos integrado en la encimera, todo en blanco impecable. La elección de los grifos de caño redondo, los espejos y los textiles en negro aportan un toque actual.

Revestimientos, de Azulejos Peña. Grifería, de Leroy Merlin. Toallas y espejo de mesa, de H&M Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
LA ETERNA PAREJA
Lupe Clemente

El cuarto de baño —como la cocina— se proyectó en blanco y negro. Para los revestimientos de suelo y paredes se optó por baldosas porcelánicas, rectangulares o hexagonales, con acabado en mármol, en contraste con el negro de la perfilería de la mampara, las griferías y el espejo, diseñado para este espacio por el estudio Backsteen. Mueble de baño, de Ikea. Mampara, de Glaxoduch. Mecanismos, de Simon100.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Plano de la vivienda y claves de la reforma
LUPE CLEMENTE

El estudio de interiorismo Backsteen (www.backsteen.es) creó un proyecto al gusto de los nuevos dueños. El primer objetivo fue demoler todas las tabiquerías de la vivienda, dejando únicamente los muros de cerramiento y un pilar estructural que no podía eliminarse. El espacio, distribuido ahora en un cuarto de baño alargado y un único dormitorio con medidas estándar, ampliaba la zona pública de la vivienda y convertía el salón y la cocina en una estancia amplia y despejada. Según nos cuenta Víctor Zorita, de Backsteen, el baño y la cocina dieron algunos problemas.

El cambio de ubicación de la cocina supuso un problema de evacuación de aguas, dado que la bajante se encontraba a más de cuatro metros lineales desde el fregadero y el lavavajillas. Para ello fue preciso elaborar un estudio de pendiente mínima, que garantizara el correcto desagüe, y además, se levantó el suelo desde la cocina hasta la bajante general. "Resulta muy importante realizar este tipo de estudio de antemano —afirma Víctor Zorita— ya que condiciona por completo el trabajo de una obra".

El otro gran problema se planteó en el cuarto de baño. La comodidad era primordial. Para ello se levantó un tabique que le diera una anchura de 120 cm, la mínima para moverse sin dificultad, y se dispusieron todos los elementos (ducha, inodoro y lavabo) en una misma pared. La longitud de la estancia vino dada por el largo del dormitorio, así se lograba una pared recta y quedaba un salón con una forma geométrica lo más desahogada posible. Una vez solucionados los obstáculos técnicos, le llegó el turno a los revestimientos. Las paredes se pintaron en blanco y en el baño se optó por porcelánicos en acabado mármol, que adoptan originales formas hexagonales en la ducha. El suelo del resto de la casa se cubrió de madera. En cuanto a la decoración, los propietarios querían diseños sencillos donde primase la sobriedad y la elegancia. El blanco y negro, los tonos naturales y la presencia de plantas, tanto en el exterior como en el interior, dan al nuevo proyecto una continuidad estética buscada y lograda. Ahora sí, la casa amplia y luminosa es digna de su maravillosa terraza.

IMITA SU ESTILO

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas