Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Este piso reformado estrena nueva planta más funcional y diáfana

Elementos originales de principios del siglo XIX, una decoración ecléctica y piezas de arte contemporáneo aportan carácter y personalidad a esta vivienda madrileña.

Con un piso estupendo, ubicado en uno de los barrios históricos de Madrid, y sin saber por dónde empezar. Así se encontraba el propietario de esta vivienda: había descubierto el lugar perfecto para iniciar una nueva vida, pero necesitaba ponerlo en manos de un experto que, no solo lo rehabilitara y le sacara todo el partido posible, sino que, además, se encargara del interiorismo. Él no tenía nada claro: ni cómo quería organizar los metros disponibles ni con qué estilo decorativo se sentía identificado.

Por suerte, sí tenía amigos que le hablaron del trabajo de Juan Arcos, un profesional que cuenta con su propio estudio de reformas e interiorismo; él se ocuparía de todo. Juan ideó una reforma total, con dos líneas principales de actuación: diseñar una distribución funcional y desahogada y renovar todos los revestimientos.

Tras analizar la vivienda y las necesidades del propietario —un joven soltero—, Juan Arcos le propuso un plano que fue aceptado a la primera. Cuatro meses después, el tiempo que duraron las obras, la casa era otra. De seis habitaciones, una cocina, un baño y un salón pequeño, pasó a una distribución de dos dormitorios, dos cuartos de baño y una gran zona común con salón y cocina. Durante la reforma, se descubrieron columnas de hierro originales y vigas de madera que se dejaron a la vista por su gran valor estético, y porque aportan un encanto especial a la vivienda, además de singularidad y calidez.

Otro de los elementos originales es la chimenea, a la que en el mismo espacio se le rediseñó una nueva embocadura de líneas rectas. Definido el continente, había que pasar al contenido. Al no tener unas pautas marcadas por el propietario, el interiorista Juan Arcos dio rienda suelta a su creatividad y apostó por el eclecticismo. También le asesoró sobre la compra de obras de arte de creadores emergentes y contemporáneos, con las que pondría ese toque personal en la nueva casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Fusión de estilos

El salón es un ejemplo del gusto ecléctico que se respira en la decoración de toda la casa. Piezas de épocas y tendencias diferentes se combinaron para lograr ambientes de gran personalidad.

Telas, tapicerías y cojines, de Gancedo. Lámparas: de pie, modelo Tolomeo Mega de Artemide, en Años Luz, y de mesa, de La Distribuidora. Detrás del sofá, grabado Ojalá, de Marina Anaya.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El rosa es tendencia

El color rosa es pura tendencia. Hazte con detalles en distintas tonalidades y no tengas miedo a combinarlo con el resto de telas del salón. ¡Va bien con casi todos los colores! Desde blancos y grises hasta verdes, azules o marrones, con los que crea ambientes sofisticados y cálidos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cómodo y acogedor

La zona de estar se resolvió con muebles auxiliares ligeros, que permiten modificar cómodamente la distribución del salón en función de las necesidades: desde unas mesas nido hasta un puf o varias butacas, en lugar de un segundo sofá.

Juego de mesas nido, de Zara Home. Mesa auxiliar y puf, de Decolab. Alfombra de Gancedo. Tapicería azul, de HappyTex by Gancedo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Con mucho arte

Cuadros y fotos animan las paredes del salón. Es el caso del frente que vemos sobre estas líneas, en el que se creó un rincón creativo y personal con una composición de marcos de tamaños y acabados diferentes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Lámpara de pie

Entre las butacas tapizadas en crudo, de El Globo Muebles, cuadro La negación del yo, de Salvador Calvo, en Galería DelGallo. Lámpara de pie trípode, de Santa & Cole. Sobre estas líneas, aparador de madera, de Batavia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Serie de obras

Coloca varias obras en serie o bien un gran lienzo centrado respecto a la mesa. En cualquier caso,
lo ideal es colgarlos a una distancia aproximada
de 1,50 metros desde el suelo, para que queden a
la altura de nuestros ojos.

Si decides colocar una composición de cuadros,
es posible que sobrepase el largo de la mesa. En ese caso, procura que sobresalgan los mismos centímetros por ambos lados, para que el conjunto quede bien centrado.

¿Simétrico o irregular? Escoge todos los cuadros del mismo formato, marco y paspartú y cuélgalos a la misma distancia unos de otros o combina formas. Si optas por la mezcla, procura que el conjunto forme un cuadrado o un rectángulo. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Elementos originales

Durante la reforma se descubrieron vigas de madera y una columna de hierro, que se dejaron a la vista por su gran valor estético; éstas, además de calidez, aportan singularidad al nuevo salón. Ahora es un espacio amplio, que gana profundidad al integrar comedor y cocina.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Jarrones de colores

Agrupar los jarrones por colores es un truco que no falla. Juega con recipientes de formas y alturas diferentes en el mismo tono, y añade alguna pieza que aporte un dinámico punto de ruptura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Encanto funcional

Para la cocina se apostó por una estética muy funcional: muebles de líneas rectas y puras, lacados en blanco y con tiradores embutidos, combinados con una encimera del mismo color. El pavimento, un porcelánico gris, marca el paso al resto de la casa, con suelo de madera.

Vajillas y menaje, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Práctica y luminosa

La luz fluye sin obstáculos en la cocina gracias a la nueva distribución, que gira en torno a una isla central. Ésta, presidida por una gran campana de acero, acoge la placa de cocción y se prolonga en una encimera volada a modo de barra de desayunos.

Muebles de cocina, de Boffi. Taburetes blancos, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vigas de madera

Las vigas de madera no tienen por qué estar reservadas a casas de campo o decoraciones rústicas. Ya sean recuperadas o de poliuretano, son ideales para crear una atmósfera ecléctica, actual y acogedora.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armonía y equilibrio

En un ambiente predominantemente blanco, destacan los muebles oscuros -en madera de wengué y lacados en negro-, que aportan personalidad al espacio. Con detalles en terciopelo y tejidos suntuosos, se consiguió sensación de calidez y elegancia.

Cama, de Habitat. Mesillas, de Armani Home. Ropa de cama, de Zara Home. Plaid y cojines, de Gancedo. Flores, de Jacaranda.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Muy bien coordinadas

Los distintos ambientes del dormitorio se delimitaron con alfombras: para la zona de vestidor se escogió un diseño con estampado geométrico
y en la de descanso, se colocó un modelo liso en color crudo.

Alfombra Trenza Gris y plaid, de Gancedo. Cojín, de Zara Home. Cómoda, de Ikea, con complementos, de Zara Home. En la pared, fotografías siliconadas en metacrilato de la serie La paradoja de Kempel,
de Javier Ayuso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Objetos de cristal

Los objetos de cristal te ayudarán a crear composiciones delicadas y elegantes. Si eliges piezas con adornos vistosos, como estos pisapapeles con medusas, de Zara Home, se convertirán en foco de atención.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estilo y diseño

El baño principal se revistió con un porcelánico que imita cemento pulido. Este material se utilizó también para realizar el mueble de lavabo y el tabique de medio cuerpo que divide el espacio en dos zonas. Su aspecto sobrio y tosco dota a la estancia de un atractivo toque actual.

Sanitarios y revestimientos, de Azulejos Peña. Banqueta, de Clemente Arcos. Flores, de Jacaranda. Toallas, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Distribución de la vivienda

Distribución de la vivienda

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas