Una casa en perfecto equilibrio

Además de una distribución moderna y práctica, esta vivienda presume de un mix de materiales que dotan a los ambientes de un aire industrial y cálido a partes iguales.

Una casa con espacios abiertos
Mauricio Fuertes

Cuando el estudio de diseño e interiorismo Egue y Seta emprendió la reforma de este piso, situado en Barcelona, el objetivo esencial era optimizar la luz y los metros disponibles. Estos dos elementos principales hicieron que los arquitectos dieran prioridad a los espacios abiertos. Para ello, fue necesario derribar varios tabiques y proyectar después una distribución racional y práctica, con una estética loft. La vivienda se organizó en un espacio común para el salón, cocina y comedor; un dormitorio y un baño.

Durante el derribo de tabiques se dejaron a la vista elementos estructurales de hormigón, responsables en gran medida del look industrial que domina en la casa. Con el objetivo de potenciar la estética industrial, se escogió microcemento para cubrir las paredes de toda la vivienda y el suelo de las zonas comunes. En la cocina, este versátil material se alternó con un mosaico hidráulico de dibujos geométricos en tonos marrones y azules que, además de configurar una decorativa alfombra, se prolongó por la pared para enmarcar y delimitar visualmente la zona de trabajo de las de estar y comedor. En el dormitorio y el cuarto de baño, el pavimento original se sustituyó por un laminado de roble.

La madera está muy presente en todos los ambientes como recurso para contrarrestar la frialdad que transmiten hormigón y microcemento. Además de utilizarse como revestimiento de pared en el salón y el dormitorio, la mayoría de los muebles están realizados con roble en acabado natural. El resto de mobiliario se escogió en tonos negros y azules, para romper el equilibrio y añadir puntos focales en contraste.

Realización: Olga Gil-Vernet.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Fusión de materiales

La zona de estar del salón es uno de los ambientes donde mejor se aprecia la clave de la decoración de esta vivienda: la combinación
de hormigón y madera de roble.

Si el primer material aporta un toque de sobriedad, el segundo, una necesaria nota de calidez.

Sofá con chaise-longue y mesa, de Vivonita. Cesto, de Sacum. Estantería diseñada por Egue y Seta.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Butacas de ratán

En la decoración del salón se logró un equilibrio entre colores fríos y cálidos: los tonos azules y grises de muebles y tapicerías se alternaron con detalles y complementos naranjas y amarillos, además de pinceladas verdes.

Las piezas de caña, como la lámpara y los dos sillones que cierran el estar, refuerzan la calidez del ambiente.

Butacas de ratán, en Cado. Lámpara de techo, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estores enrollables

Para tamizar la luz, en las ventanas del salón se colocaron unos estores enrollables. Este sistema tiene como ventaja que, una vez recogido, el tejido ocupa poquísimo espacio.

Cojines verdes, de Cado y amarillos, de Materia. Manta, de Azul Tierra. Sobre la mesa de centro, jarrones, de Muy Mucho. Alfombra, de B&B Italia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Espacios open
Mauricio Fuertes

Al derribar los tabiques para conseguir ambientes diáfanos, parte de la estructura original de la casa quedó al desnudo. El salón, abierto a la cocina y a la zona de comedor, presenta una distribución más funcional y atractiva.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mix de acabados

El uso de diferentes revestimientos para cubrir el suelo contribuye a delimitar los ambientes; mientras que el microcemento, presente en todas las paredes, aporta continuidad visual y crea un efecto global de conjunto.

Muebles de cocina, de Gelse. Microcemento, de Futurcret.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Elementos estructurales

Durante el derribo de tabiques se dejaron a la vista elementos estructurales de hormigón, responsables en gran medida del look industrial que domina en la casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Contrapunto cromático

En el comedor se logró una decoración armónica al elegir muebles, complementos y mosaico hidráulico en los mismos tonos: madera clara y azul. Para romper ese equilibrio y aportar riqueza visual al conjunto, las sillas se escogieron en color negro.

Mesa y sillas, de SuperStudio.Taburetes y lámparas, de Ikea. Mantel, de Materia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Green deco

En una de las paredes del comedor se creó una zona ajardinada con árboles y plantas en un macetero de obra que recorre uno de los frentes.

La vegetación, que está presente en todos los ambientes de la casa, aporta un toque muy especial a la decoración.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
¡Fans del mosaico hidráulico!

Súmate a las últimas tendencias que apuestan por recuperar la belleza de este tipo de baldosas, esencia del modernismo catalán. Sus dibujos geométricos y coloridos quedan perfectos tanto en suelos como en paredes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Eco-friendly

No es necesario contar con un jardín o una terraza para decorar con plantas; cualquier ambiente de tu casa ganará en frescura, naturalidad y energía positiva con un rinconcito verde.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cocina en negro mate

No renuncies a una cocina en negro mate. Combina los muebles de este color con electrodomésticos en acero y piezas de madera. Un trío de acabados perfecto para lograr una decoración moderna, elegante y muy chic.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Dormitorio

En el dormitorio, la irregularidad de la pared se reservó para colocar un gran cabecero de madera. Éste, además de enmarcar la cama, aporta calidez y personalidad.

Lámpara de techo, de Ikea. Silla, de SuperStudio. Mesilla Blossom, de Maisons du Monde. Ropa de cama, de Filocolore y Materia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estantería

¡Apunta! Siempre que las dimensiones de tu dormitorio lo permitan, completa la zona de vestidor con una estantería alta y estrecha, en el mismo material y acabado que las puertas. Te resultará muy práctica para guardar todas esas cosas que ya no te caben dentro del armario.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Flexo

Cuando escasean los metros o las zonas de almacenaje, los diseños a medida son la mejor solución. En este caso, un retranqueo de la pared se aprovechó con una estantería de suelo a techo que hace las veces de mesilla.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
En blanco y madera

El cuarto de baño se revistió con azulejos tipo metro, en blanco esmaltado, que aportan un atractivo aire vintage a la decoración.

Para el resto de los elementos, se apostó por una estética actual, con un lavabo sobre encimera de diseño moderno y un mueble volado de madera y tiradores de piel.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
En tres zonas

El baño se organizó en diferentes alturas mediante dos pequeños escalones: la zona de lavabo se ubicó en el nivel más bajo; a continuación, se instaló el inodoro y junto a la ventana, la ducha de obra.Esta última se delimitó con una mampara de cristal transparente, que combina una hoja fija con otra corredera.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un lavabo funcional

Busca un diseño con estilo, pero que reste poco espacio a la encimera. Así, ganarás libertad de movimientos y tendrás más superficie de apoyo para los productos de aseo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas