Un piso reformado en el Madrid de los Austrias

En uno de los barrios con más historia de Madrid, el estudio ACGP Arquitectura ha adaptado una vivienda de finales del s.XIX a las necesidades de una joven pareja, respetando el encanto de su pasado.

En el Madrid de los Austrias, entre el Palacio Real y el castizo Mercado de San Miguel, una pareja que preparaba su boda encontró, en un edificio levantado a finales del siglo XIX, el piso perfecto para comenzar su nueva vida juntos. Bueno, no era del todo perfecto: la distribución no terminaba de convencerles, pero su luz, la tranquilidad de la zona (en la que habían vivido toda la vida) y el encanto de los elementos originales les convenció para apostar por él y ponerlo en manos del estudio ACGP Arquitectura y del arquitecto Luis J. Aguilar para acondicionarlo.

Lo primero que hicieron fue reconfigurar sus estancias: "Con una disposición general en forma de C y su acceso en la parte central, dividimos la vivienda en dos espacios: la zona pública a la derecha, con el salón-comedor y la cocina con despensa; y la zona privada a la izquierda, con dos dormitorios, dos baños y un vestidor", explican. Los baños, los espacios de almacenaje y el vestidor se situaron el el interior, en los espacios sin luz natural y las estancias donde más vida se hacía junto a los grandes balcones.

A la hora de reformar, recuperaron todos los elementos originales que pudieron y se hicieron con baldosas hidráulicas, una bañera exenta y la puerta de cristal de la cocina de otras obras de edificios de la misma época. Los nuevos materiales, como la madera de los suelos o las carpinterías interiores, se eligieron en un estilo que dialogara con el anterior, al igual que los muebles, que enfatizan el estilo de los espacios.

Fotos: ACGP Arquitectura
www.acgp.es
ww.luisjaguilar.com

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Espacio singular

Los arquitectos del estudio ACGP afirman que la cocina es "el espacio con mayor personalidad de la vivienda, por su aire vintage, por su amplitud, su luz (ya que da a dos fachadas principales del edificio) y sus vistas:la bonita iglesia de San Nicolás se ve y se oyen sus campanas".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Materiales

El suelo de baldosa hidráulica se recuperó de una obra de un edificio antiguo. La encimera y el frente de la cocina son de mármol de Macael y los muebles, hechos a medida y solo bajos para dar protagonismo a la ventana y sus vistas, son de imitación madera.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Desayunar con vistas

Se dejó el espacio central para colocar "una mesa de madera y sillas con respaldos y asiento de mimbre, para desayunar por las mañanas mientras entra el sol por las ventanas. Un lugar acogedor y cálido que invita a quedarse", explican los arquitectos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Despensa

Se aligeró la cocina gracias a la zona de despensa y lavadero anexa, con mucho espacio de almacenamiento.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estar conectados

Los propietarios querían que la cocina y el salón estuvieran conectados, pero que pudieran independizarse cuando fuera necesario. Se consiguió gracias a una puerta corredera que recuperaron de una obra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vista al frente

El salón visto desde la cocina. Las dos estancias cuentan con grandes ventanales hacia la calle.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Decoración

Los muebles se seleccionaron para que ayudaran a enfatizar el encanto del pasado del piso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Diálogo

Los suelos son nuevos, pero se seleccionó una madera que dialogara los los elementos originales y rescatados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Recuperar la esencia

Las contraventanas blancas de madera son las originales del edificio de 1880. Los arquitectos las restauraron.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Bien rodeados

Un banco Thonet, una mecedora de los Eames, dos butacas blancas y un gran sofá de terciopelo rojo conforman la zona de estar del salón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Distribución

El piso de 142 metros cuadrados tiene forma de C, por lo que se destinó la mitad para las zonas comunes y la otra mitad para las privadas, como los dormitorios y los baños.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El pasillo

Para no dejar el pasillo a oscuras, se instalaron ventanas interiores en la parte alta de las estancias con luz natural.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Rojo pasión

Una pared pintada de rojo aporta un toque de color al pasillo y rompe la monotonía del blanco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tome asiento

A los pies del dormitorio de invitados una pareja de sillas de madera y mimbre.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El dormitorio principal

El dormitorio principal (al fondo) cuenta con vestidor y baño incorporado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Diseñado a medida

El vestidor a medida se colocó entre el dormitorio y el baño, "amortiguando el sonido de la ducha, cosa que agradecen dado la diferencia de horarios de la pareja", explican los arquitectos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Baño principal

El baño principal tiene dos lavabos y el inodoro separado del resto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Muy natural

El blanco y las fibras son los grandes protagonistas de este espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Bañera

La bañera exenta se recuperó de una obra. Junto a ella, una escalera hace las veces de toallero.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Segundo baño

Paredes y suelos de microcemento gris claro para dar continuidad al espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cerámica artesanal

El alicatado cerámico de los baños es de la firma made a mano y ninguna pieza es igual a la otra. "Aportan delicadeza y un toque de color", explican desde el estudio ACGP. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas