Una casa reformada poco a poco, ¡qué bien ha quedado!

Dicen que las cosas siempre salen mejor si se hacen paso a paso, y este proyecto de interiorismo lo confirma.

dormitorio juvenil con escritorio en tonos neutros
Natalia Marchal

    La interiorista Natalia Marchal sabe de primera mano que los proyectos que mejor salen son aquellos que se llevan a cabo con tiempo y grandes dosis de cariño, las mismas 'armas' que ha empleado en la reforma parcial de este piso familiar ubicado en Tafalla. Sus propietarios querían evitar a toda costa el estrés y las prisas que suelen generar las reformas al uso, así que, teniendo en cuenta sus necesidades y prioridades, la primera fase del proyecto comenzó con la transformación de los baños, el recibidor y el dormitorio del hijo, dejando para la segunda fase la habitación de la hija y el dormitorio principal.

    Comenzamos, pues, por el recibidor, que se decoró con un precioso papel pintado con textura de la firma Casamance, que conecta con el pasillo, también empapelado, y que genera la primera impresión al entrar en la casa.

    Antes...

    El recibidor antes de la reforma.
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal

    Para los baños, la idea de separar los ambientes en "zona de chicas" y "zona de chicos" les encajó a los propietarios desde un inicio. ''Me pareció interesante trabajar los espacios desde esa premisa porque considero que tenemos necesidades diferentes y así se podrían organizar mejor'', afirma la interiorista.

    El baño de la hija se decoró con un estilo más romántico, con la pared frontal de cerámica en espiga, módulos con gran capacidad de almacenaje para todos los complementos, y un toque de calidez a través de los detalles y la decoración.

    Antes...

    El baño de la hija antes de la reforma.
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    En el baño del niño, se eligió un papel vinílico y la misma idea de espiga para dar el toque masculino y conectar en diseño con la cerámica del otro baño. Suprimiendo la ducha, a petición de los clientes, el espacio se utilizó para crear un armario con gran capacidad, que se lacó en el mismo tono del papel.

    Antes...

    El baño del hijo antes de la reforma.
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal

    La habitación del peque (que ya no es tan peque y empezaba a tener otras necesidades) cuenta ahora con una cómoda zona de estudio, almacenaje del que antes carecía y una cama confortable con tejidos de algodón.

    Antes...

    El dormitorio del hijo antes de la reforma.
    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal
    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    En el dormitorio de la niña y en la habitación de los padres, la transformación consistió en cambiar el color de las paredes y añadir papeles pintados en el cabecero para complementar la calidez de los tejidos en color crudo y natural, con toques malva y caldero para la niña, y verdes para el dormitorio principal.

    Antes...

    El dormitorio de la hija antes de la reforma.
    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal

    El cabecero de Orac Decor da vida al dormitorio juvenil de la chica, con iluminación LED integrada y una amplia cama. Además de la zona de estudio y un buen armario, el resto de complementos y detalles le dan el toque de luz y personalidad, siguiendo una estética que podríamos tildar como boho chic.

    Natalia Marchal

    Natalia Marchal

    En el dormitorio principal se mantuvo el armario y se añadieron piezas de corte atemporal, todo ello en una sosegada gama de tonos neutros.

    Antes...

    El dormitorio principal antes de la reforma.
    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    ¡Después!

    Natalia Marchal
    Natalia Marchal

    El gran espejo tipo ventana con cuarterones, situado sobre la cómoda, multiplica el espacio y le da un punto elegante por su tamaño. ¡Todo un acierto!

    dormitorio decorado en tonos neutros
    Natalia Marchal

    Tal y como hemos comprobado, las prisas son malas consejeras cuando se trata de dar forma al hogar de tus sueños. ¡Tenlo presente y apuesta por la calma!

    Proyecto e información: Natalia Marchal.


    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Más de Antes y depués