La típica casa adosada con interiores elegantes y mucho encanto en Brooklyn

El contraste entre elementos como la clásica chimenea de mármol en el salón y la cocina de líneas modernas, aportan grandes dosis de carácter a esta casa con terraza en la que todos querríamos vivir.

salón con chimenea de mármol y sofá de piel
SEAN LITCHFIELD

¿Conoces Park Slope? Es un barrio residencial de Brooklyn, famoso por sus casas adosadas de ladrillo rojo y sus calles arboladas. O lo que es lo mismo, un remanso de paz en la ciudad. Allí se encuentra esta vivienda de 1910 que la interiorista Liz Lipkin reformó con mucho gusto para sus propietarios, una pareja de mediana edad y su hija. ''Quise respetar la historia de la casa y resaltar los detalles originales en medida de lo posible, sin olvidar las comodidades modernas. Me encanta encontrar el equilibrio entre lo antiguo y lo nuevo'', expone la interiorista.

Distribución de la vivienda

Aunque la casa se distribuye en tres plantas, los propietarios solo utilizan las dos primeras, ya que la última la tienen alquilada como una vivienda aparte.

Hay tres dormitorios, dos baños completos y un aseo.

SEAN LITCHFIELD

En la planta baja, se unieron varias habitaciones para crear una amplia y luminosa cocina con comedor y acceso al jardín trasero. Por su parte, el salón da a la calle.

SEAN LITCHFIELD
En la planta superior, dos de los dormitorios tienen vistas al jardín y el dormitorio principal mira a la calle.

SEAN LITCHFIELD
SEAN LITCHFIELD

Gama cromática y materiales

''Usé principalmente colores neutros y materiales naturales, pero la paleta y las texturas variaron según el estado de ánimo que queríamos crear en cada habitación'', comenta Liz.

La cocina se diseñó en blanco con detalles en azul. Las superficies blancas brillantes reflejan la luz que fluye a través de las puertas correderas.

SEAN LITCHFIELD
office con banco en l en color blanco y asiento y respaldo de piel azul
SEAN LITCHFIELD
office con banco en l en color blanco y asiento y respaldo de piel azul
SEAN LITCHFIELD

El salón es más suave, con una base de color gris y marrón, acompañada de texturas más variadas y orgánicas, como madera, piedra, acero y lana.

SEAN LITCHFIELD
SEAN LITCHFIELD

En el dormitorio principal, el objetivo era diseñar una estancia relajante, así que Liz se decantó por el gris y escogió un papel pintado con un dibujo abstracto para decorar la pared del cabecero. Lo más original es que el papel también cubre la puerta del vestidor, quedando completamente oculta.

dormitorio con papel pintado con puntitos y cabecero tapizado en terciopelo gris
SEAN LITCHFIELD
dormitorio con papel pintado con puntitos y cabecero tapizado en terciopelo gris
SEAN LITCHFIELD

''Cuando comencé el proyecto, los clientes me mostraron su colección de menús favoritos alrededor del mundo, desde The French Laundry hasta Flaubert. Mi elemento favorito de la casa es el rincón del comedor y la galería que incorpora esos menús junto con fotos de ellos cenando en los restaurantes'', comenta Liz. ¿Verdad que es un detalle de lo más original?

Así estaba antes de la reforma

casa antes de la reforma
Liz Lipkin
casa antes de la reforma
Liz Lipkin
Liz Lipkin
Liz Lipkin

Proyecto e información: Cortesía de Liz Lipkin.


This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Antes y depués