El estudio de arquitectura de New Affiliates acaba de completar el rediseño de este apartamento de 46 metros cuadrados con estilo minimalista cerca del Gramercy Park en la ciudad de Nueva York. La renovación se centró en la planificación eficiente del espacio, ya que la vivienda servirá como residencia a tiempo parcial y como espacio para el entretenimiento, pudiendo convertirse rápidamente de hogar a salón y de interior privado a espacio para eventos.

Para optimizar las estancias, los arquitectos compartimentaron el apartamento en una secuencia de áreas de doble uso. Un pequeño hueco junto a la entrada funciona como una oficina, así como una extensión de la cocina adyacente. Por otro lado, el dormitorio también sirve como salón y/o comedor.

El apartamento consta de un total de dos zonas distintas con un baño en el medio.
Michael Vahrenwald / ESTO
Michael Vahrenwald / ESTO

Una pared blanca plisada conecta las dos áreas de estar principales: la cocina/oficina con el dormitorio/sala de estar/comedor trasero. Este elemento tiene múltiples funciones: ofrece almacenaje en la despensa, espacio de guardarropas y una cama plegable, mientras hace rebotar la luz natural de la única ventana única del apartamento en todo el interior.

"Diseñamos la pared plisada como un elemento visual clave que une el apartamento, orientándolo para maximizar la luz y atraer a los visitantes a la habitación trasera más grande", dice el co-director Jaffer Kolb. "Alberga todo: la cama, los armarios y la despensa de la cocina en un solo movimiento, como una navaja suiza".

Michael Vahrenwald / ESTO
Michael Vahrenwald / ESTO

Si bien la adición de esta voluminosa pared plisada ocupa varios (y valiosos) metros cuadrados del apartamento, también provoca una sensación de espacio a través de un juego sutil de volumen, luz y perspectiva. Una unidad de carpintería diseñada a medida debajo de la ventana actúa de manera similar.

Michael Vahrenwald / ESTO
Michael Vahrenwald / ESTO

Los materiales y acabados elegidos consiguen que hasta los espacios más pequeños se sientan amplios. Por ejemplo, el baño está revestido con una pequeña baldosa cuadrada de en forma de rejilla, y el suelo es de roble blanco.

Michael Vahrenwald / ESTO
Michael Vahrenwald / ESTO

Además, la paleta de colores compuesta por tonos neutros muy suaves, incluidos los blancos y el verde pálido, crea una atmósfera abierta y aireada.

La carpintería personalizada con formas divertidas simplifica el proyecto al tiempo que agrega dosis de carácter. Fíjate en el detalle de las orejas de conejo sobre la estantería del escritorio, o en los pequeños círculos cortados en los laterales de los armarios de la cocina para ventilar la zona.

Michael Vahrenwald / ESTO
escritorio de diseño minimalista en color blanco
Michael Vahrenwald / ESTO
baldas de almacenaje en el escritorio
Michael Vahrenwald / ESTO

Proyecto e información: Cortesía de New Affiliates.