Un apartamento de ensueño con diseño scandi y francés

¿Sus propietarias? Una productora de cine, su hija de 11 años, y Kesha, una gatita scottish fold.

Cuando la interiorista Yana Molodykh recibió la llamada de su amiga —una productora de cine— para decorar su hogar, no le resultó nada difícil comenzar a idear el proyecto. Una simple confirmación de la gama cromática y el estilo fue más que suficiente para empezar a concebir el mundo de ensueño donde habitarían la cineasta, su hija de 11 años, y su gatita Kesha.

Ubicado en un complejo residencial de obra nueva en Kiev, el apartamento de 65 m2 dispone de dos habitaciones y una buena dosis de iluminación natural. La decoración, de estilo scandi y francés, tan femenina como delicada, utiliza los colores y las obras de arte para captar la atención desde la entrada.

Una de las premisas era que los nuevos elementos debían encajar con las piezas que Nadia (la dueña) trajo de su antigua vivienda, además de crear una cocina abierta al salón-comedor para disfrutar de las cenas entre amigos.

Los colores elegidos para las zonas comunes y el dormitorio principal, oscilan entre múltiples tonos de azules, desde el más intenso hasta el más claro, generando una armoniosa sensación de volumen.

Julia Yakubishina

El diseño del salón surgió gracias a dos obras que Nadia adquirió en la casa de subastas ucraniana Golden Section hace unos años. Se trata de dos litografías del artista Michael Shemyakin, de su serie Carnivals of St. Petersburg, creadas en 1976. Los arlequines que protagonizan las obras, junto a las pantallas de las lámparas de techo del comedor, y a la armonía de colores y texturas, conformaron el punto de partida perfecto.

Sofá de Sophie Décor; alfombra diseñada por Patricia Urquiola.
Julia Yakubishina

Todos los muebles se diseñaron a medida. La consola, por ejemplo, es una creación de Buro 150. Sobre esta, una pintura de Victor Grigoriev, conocido como el Modiliani ucraniano, acompaña a unos jarrones de la firma HAY.

Julia Yakubishina

Mesa de centro, sillón y lámpara de Warm Nordic.
Julia Yakubishina

La cocina exhibe un claro estilo vintage. Las puertas de los armarios hechas por Buro 150 con tiradores dorados se pintaron a mano por Argile en un azul grisáceo que combina con el frente de azulejos retro, sobre la encimera de granito.

Julia Yakubishina

Julia Yakubishina
La mesa del comedor de madera, también obra de Buro 150, dispone de cuatro sillas Lollipop restauradas, hechas por Francisek Jirak y originales de los 50.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
El amplio espejo que viste el largo pasillo de entrada al apartamento, duplica el espacio visual y la luminosidad.
Las baldosas del suelo son de Vives Cerámica.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
Pintura al óleo de Evgeniy Samborsky.
Julia Yakubishina

Una de las zonas que más nos gustan de la vivienda es el dormitorio principal. ¿El motivo? Su originalidad. Resulta que el apellido de Nadia está relacionado con la palabra «conejos», así que ni corta ni perezosa, Yana decidió (con la aprobación de su amiga) decorar la pared con un papel pintado en tonos grisáceos, protagonizado por unos simpáticos conejos entre la hierba.

La cama, la consola y el espejo proceden de la firma RD Wood.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
Consola hecha a mano por Buro 150.
Julia Yakubishina
La butaca es un diseño restaurado de los años 50.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina

Las lámparas de mesa también tienen su historia. Tiempo atrás, Nadia y Yana fueron juntas de compras, y aunque la primera quería llevarse tan solo una de las lámparas, Yana la convenció para adquirir un par, recordándole que algún día dispondría de su propio apartamento. Gracias a esa sabia decisión, ahora las lámparas ensalzan la estancia con su curiosa forma y textura.

Julia Yakubishina
A la izquierda, un coqueto tocador con mesa de madera flotante.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
El baño, sofisticado y chic, combina los rosas empolvados con un fondo de azulejos blancos en espiga y un precioso mueble hecho a mano con encimera de mármol.
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina

Todo el mobiliario del cuarto de la niña proviene del piso anterior, así que Yana solo tuvo que darle una capa de pintura y cubrir la pared con un papel pintado rosa decorado con lunares dorados. ¿Verdad que ha quedado precioso?

Julia Yakubishina
Julia Yakubishina
Julia Yakubishina

Julia Yakubishina
Julia Yakubishina

Proyecto e información: Cortesía de Yana Molodykh.


This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo