Esta preciosa casita en el árbol es en realidad el taller de una artista

Se llama Raina J. Lee, y antes de convertirse en su taller, esta casita se usaba como zona de juegos.

Raina J. Lee
Raina J. Lee

Cuando la ceramista Raina J. Lee visitó la que se convertiría en su primera casa en Los Ángeles, quedó prendada del lugar. Rodeada de naturaleza, la pequeña vivienda tenía todo lo que la joven necesitaba, y algo más... Además de la casa principal, entre los árboles del jardín había una casita de juegos en las alturas.

Situada en lo alto de un pimentero brasileño, una estructura de madera que antaño había servido como zona de juegos para los hijos de los antiguos propietarios, pronto se convirtió en el rincón al que Raina se escaparía a relajarse y disfrutar de la lectura. Tiempo más tarde, tras descubrir su talento y pasión por la cerámica, la casita en el árbol pasó a ser su taller y sala de exposiciones gracias al apoyo de su socio Mark Watanabe.

El arquitecto decidió colocar varios estantes de madera contrachapada sostenidos por ramas de pino recuperadas en una de las paredes, y diseñó una mesa de centro que ahora reposa junto a un puf de terciopelo y a un sofá. De este modo, Raina puede tener su colección a la vista y a salvo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casas