Un piso pequeño decorado con muebles do it yourself

Esta lectora ha puesto toda su creatividad en la decoración de su casa. Se trata de un piso de 65 metros cuadrados, muy luminoso, al que ha sabido sacar partido con los muebles esenciales y un estilo muy personal. La mayoría de las piezas que lo decoran las ha customizado o realizado ella misma. Otras provienen de tiendas de liquidación. La terraza es un pequeño tesoro. ¿Pasamos? Iria nos abre las puertas de su hogar low cost.

image
1 de 12
Perchero y estantería

Junto al sofá, una escalera recuperada hace la función de perchero, ya que esta pieza se ubica entre el estar y el recibidor, por lo que resulta muy práctica para dejar las llaves y el bolso al llegar a casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
Azul eléctrico y blanco para el salón

Nuestra lectora Iria ha compartido estas fotografías de su casa, que nos aportan ideas para personalizar y decorar por poco dinero. Como ella misma nos indica, su estilo es low cost, pero con encanto, cierto aire industrial y muy cuidado. En el salón, de reducidas dimensiones, el sofá azul eléctrico se convierte en foco de atención. Iria se ha permitido un color tan llamativo por la abundante luz natural que se cuela por el ventanal. Como mesa de centro, un palé pintado en color blanco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
Detalle natural

Iria la decoró con una guirnalda de estrellas y unos maceteros, revestidos con cuerda de sisal. Un toque muy natural.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
Mueble bajo recuperado

Este mueble bajo, tipo bancada, en color blanco también es recuperado. Con unas patitas que lo elevan unos centímetros del suelo y una mano de pintura, nuestra lectora lo dejó como nuevo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
El comedor

Una mesa ovalada en madera y sillas a juego. El comedor se ubica en un retranqueo de la planta y también recibe la luz natural, que entra por el ventanal. Iria quería que el color blanco predominase en la vivienda, dadas sus dimensiones. El blanco y la madera es una combinación perfecta.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
La terraza

La terraza es un pequeño oasis, un lugar de relax al aire libre. El cañizo concede intimidad. Como mobiliario, un sofá realizado con un palé pintado, colchonetas y cojines.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
Detalle de la lámpara handmade

Un detalle de la lámpara de techo que pende sobre la mesa de comedor. Un diseño handmade: está realizada con moldes de papel de los que se utilizan para hornear las magdalenas. ¡Qué original!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12

La puerta principal de la casa comunica directamente con el salón. A modo de transición entre los ambientes y para echarse un último vistazo al salir de casa, Iria colocó un espejo alargado en la pared, entre el recibidor y el salón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
La cocina

De planta alargada, Iria ha jugado con detalles en negro. ¡Parece que hasta su mascota encaja a la perfección en esta cocina! La zona de trabajo se sitúa en un único frente, con módulos altos y bajos y una barra de desayunos en madera en el lado opuesto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
Una mezcla muy apropiada

Sobre la barra de desayunos, un estante acabado en madera con un par de macetas -en una llamativa combinación en negro y amarillo- y una lámina con mensaje enmarcada: keep calm and carry on.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
Distribuidor

Nuestra lectora no quería recargar demasiado el pasillo que conduce a las habitaciones. Un jarrón con ramas en una esquina, un reloj tipo vintage y el manifiesto Holstee enmarcado son los detalles idóneos para una zona de paso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
El dormitorio

Un ejemplo claro de que menos es más en decoración. Blanco y negro con el encanto del estilo de las mesillas y de las lámparas de mesa. Las mesillas estaban acabadas en madera de pino. Iria se puso manos a la obra para que encajasen en el dormitorio que ella imaginaba. Las lijó, pintó y sustituyó los tiradores por otros más coquetos y... listas. La pared del cabecero la decora una composición de mariposas, realizadas en cartulina negra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo