Una casa confortable y optimista a las afueras de Sevilla

Tras una larga reforma, nuestras lectores Mar y Víctor han conseguido la casa de sus sueños. Viendo el resultado, la espera y el esfuerzo han merecido la pena

image

"Vivimos en una casa adosada en Montequinto (Sevilla) y hace poco más de un mes que terminamos con la obra, que ha sido larga, muy larga...". Así nos presentan Mar y Víctor el proyecto al que más cariño han puerto durante los últimos meses: su hogar. La cocina anterior, estrecha y pequeña, los espacios cerrados y la falta de luz les llevaron a tomar la decisión de reformarla para adaptarla a sus necesidades, gustos y estilo de vida. "El objetivo era crear en la planta baja un espacio muy abierto y luminoso", nos explican. Para ello añadieron el espacio del garaje al interior y derribaron los tabiques que separaban las distintas estancias. "Todo ha quedado amplio y hemos buscado que también sea alegre, confortable y acogedor".

A la hora de decorar esta casa (que cuenta con cocina con office, comedor, salón, cuarto de la plancha, tres dormitorios, un vestidor y tres baños), optaron por un estilo sencillo, fresco y cálido, con inspiración nórdica y piezas de tiendas low cost, como Ikea y Maisons du monde. "Teníamos claro que queríamos que predominara el blanco y la madera en toda la casa".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Entrada

Una balda aporta el soporte necesario en el recibidor.

Zaguán

Con mucha zona para almacenar.

Valor añadido

El antiguo garaje se incorporó a la casa para ganar espacio. Ahora su lugar lo ocupa la nueva cocina.

Zona de lavado y plancha

También se aprovechó para crear una zona de lavado.

Gran capacidad

Los armarios permiten que se guarden todos los utensilios para la limpieza en un mismo lugar.

Mente abierta

La nueva cocina se abrió al resto de la planta baja.

A la mesa

La casa cuenta con una zona de comedor de diario y otra más formal.

Detalles

Los propietarios han prestado atención a cada rincón de su hogar.

Piensa en verde

En la imagen, una mesa para plantas de Ikea.

Mesas reservadas

Vista del comedor grande desde el de diario.

Comer en familia

El comedor de mayor tamaño.

Toque de color

En la decoración predomina el blanco y la madera, aunque podemos encontrar pinceladas de tonos más vivos, como la lámpara amarilla del comedor.

Junto al fuego

En la zona de chimenea, dos butacas Poang de Ikea.

El saber ocupa lugar

La chimenea está flanqueada por dos estanterías  que sirven de librerías y que forman un rincón de lectura perfecto.

Espacio compartido

Al fondo, la zona de estar.

Zona de confort

Los propietarios querían que su casa fuera, sobre todo, cómoda y alegre.

Contrastes

El sofá, oscuro y con mucha presencia, se ha combinado con unja mesa de centro blanca y muy sencillas.

Sala de televisión
Composición

Varias piezas de mobiliario conforman la zona de almacenaje bajo la televisión.

Dos plantas

La casa tiene dos niveles.

Blanco y madera

La escalera sigue con la estética del resto de la casa: blanco y madera.

Escalón a escalón

Subimos al nivel superior.

El distribuidor superior
Dormitorio principal

Con cabecero y mesillas de madera a juego.

Seguir la serie

Una cómoda junto a la cama, del mismo estilo que el resto del mobiliario.

Zona de vestidor

El dormitorio principal cuenta con un vestidor integrado y un baño en suite.

El baño del dormitorio principal

Vista del baño del dormitorio principal.

El baño del dormitorio principal

El baño cuenta con una gran ducha.

Caso de estudio

Se aprovechó una de las habitaciones para instalar una zona de estudio.

Estudio

En la zona de estudio, armarios altos y bajos para tenerlo todo en orden.

Baño de invitados

Con suelo de color turquesa.

Baño de invitados

La mampara de ducha transparente permite que el espacio se vea más amplio.

Baño infantil

También blanco y sencillo.

Baño infantil

Lavabo con un armario blanco suspendido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo