Antes y después: de piso anticuado a hogar elegante

Era una vivienda oscura y desactualizada. Hoy es un hábitat acogedor y de estilo romántico. Nuestra lectora Jara Serra nos muestra su último proyecto.

Cuando Jara Serra, experta en home staging y lectora de nuestra revista, entró por primera vez en esta vivienda de Barcelona, se encontró con un interior sumido en las tinieblas, sin un estilo definido y con unos muebles que, lejos de potenciar sus espacios y hacerlos funcionales, los oprimían y conseguían que sintiéramos claustrofobia. Pero ella vio el potencial de sus 80 metros cuadrados (repartidos en tres habitaciones, un salón-comedor, un baño, una cocina y una zona de lavado) y de la luz que entraba por sus ventanas, todas orientadas hacia el exterior.

Los objetivos del cambio estaban claros: conseguir más amplitud, más luminosidad, más elegancia y más funcionalidad. Jara empleó el blanco para aclarar el interior y dio más protagonismo a la terraza del salón, eliminando las barreras entre el interior y el exterior, para ganar visualmente visualmente más espacio. Para hacerlo más acogedor y elegante, instaló una chimenea, toques dorados y marcos y lámparas de estilo romántico. El antes y el después del cambio (que puedes ver al completo en la galería de imágenes sobre estas líneas) demuestra que cumplió todos sus propósitos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un gran reto

Aunque ahora lo veas amplio y con estilo, este piso de Barcelona no siempre fue así. En esta galería te enseñamos su cambio radical.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El salón antes

Viendo estas imágenes, sobran las palabras...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El salón antes

Reinaban la oscuridad y los muebles desactualizados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El salón después

Tras pasar por las manos de Jara, este fue el resultado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El poder del blanco

La experta en home staging optó por un look total en blanco para darle luminosidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Bien pensados

La nueva distribución de los muebles y su tamaño consiguen optimizar y ampliar el espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Texturas

La variedad de texturas consigue no hacer monótona la falta de color.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Hacer hogar

Jara instaló una chimenea para dar calidez entre tanto blanco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Elegancia

Las piezas han sido cuidadosamente elegidas para aportar elegancia al espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
A todas luces

Se han instalado varios puntos de luz en el salón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vista al frente

¿Cómo ampliar el espacio de un salón pequeño? Potenciando el espacio exterior para que la mirada vaya hasta allí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Desayunar fuera

La terraza, con un pequeño comedor para desayunar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Esplendor en la hierba

Se ha cubierto el suelo de la terraza de 7 metros cuadrados con césped artificial.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Junto a la pared

Una mesa circular arrimada a la pared sirve como comedor diario.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La entrada antes

No era una buena primera impresión...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La entrada después

El banco aporta elegancia y un lugar para descalzarse. El espejo amplía el espacio visualmente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La cocina antes

Cualquier tiempo pasado no siempre nos parece mejor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La cocina después

Ver para creer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tocar madera

Detalle de la encimera de madera y del fregadero.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La comida más importante

En la cocina, una barra para desayunos de lo más apetecible.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La zona de lavado antes

Deprime con solo mirarla.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La zona de lavado antes

Pedía un cambio a gritos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El nuevo patio interior

El nuevo suelo y los estores de madera han conseguido hacerlo más acogedor y actual.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El nuevo patio interior
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El pasillo antes

Esos muebles han vivido tiempos (mucho) mejores.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El pasillo depués

Blanco y madera, una combinación ganadora.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El dormitorio antes

Los colores de las paredes fueron una mala elección...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El dormitorio después

Aquí sí se duerme bien.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Sin ruidos

El cabecero tapizado aísla acústicamente de la estancia contigua y aporta calidez.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Obra propia

El frente de chimenea decorativo y los cuadros abstractos de la casa han sido creados por la propia Jara.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El dormitorio infantil antes

Con colores oscuros y bastante tristes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El dormitorio infantil después

Hágase la luz.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El baño

Con un total look blanco y suelo con estampado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Dos mejor que uno

La vivienda solo tiene un baño, por lo que instalar dos lavabos fue una buena decisión.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Claro cristalino

Los lavabos de cristal aportan ligereza al espacio. El armario es diseño de JAra Serra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Próxima parada...

Se optó por un azulejo blanco de metro para el baño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Nada que ocultar

La mampara de ducha es de cristal transparente, para no empequeñecer el espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Quedarse en blanco

El blanco le dio luz y amplió el espacio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Toque de estilo

Escalera-toallero con espejo en forma de corazón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo