Un ático con terraza y espíritu nórdico en un pueblo de Cantabria

Al interior, pura modernidad. Al exterior, un paisaje de montaña en el que resulta imposible no relajarse.

terraza con butacas de madera y alfombra de fibras
QueTonoDeVerde

La provincia de Cantabria esconde infinidad de tesoros en forma de paisajes, historia y gastronomía. Hoy nos adentramos en uno de esos pueblos con encanto para mostrarte un proyecto de reforma integral en un ático con terraza que, seguro, no te dejará indiferente. El estudio de interiorismo QueTonoDeVerde fue el encargado de realizar la obra, y el resultado no podría gustarnos más.

El principal objetivo de la reforma consistió en derribar varias paredes para crear un espacio abierto en la zona de día. De este modo, se unieron el salón, la cocina y el recibidor. Además, se pusieron azulejos nuevos en la cocina y los baños y un revestimiento de composite en la terraza. ¡Veamos estancia por estancia!

Los muebles, la estantería y el separador del salón se realizaron a medida.
QueTonoDeVerde
Las alfombras de piel de cabra fueron adquiridas en un artesano en Portugal.
QueTonoDeVerde
La mesita amarilla y la lámina de Gordillo se compraron en Décadas XX.
QueTonoDeVerde
Grabados de Silvia Vallés.
QueTonoDeVerde
La mesa del comedor es de El Corte Inglés.
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde

QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
En el pasillo, estantería Bookworm de Kartell.
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
En la terraza, camarera de metacrilato comprada en Décadas XX.
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
La habitación principal tiene baño en suite.
QueTonoDeVerde
QueTonoDeVerde
Los azulejos son de Porcelanosa.
QueTonoDeVerde
La habitación infantil se hizo a medida y se diseñó por la interiorista.
QueTonoDeVerde

Proyecto e información: Cortesía de QueTonoDeVerde.


Publicidad - Sigue leyendo debajo