Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Multiplica el espacio en el baño

La clave de un cuarto de baño amplio y despejado comienza por mantener en orden todos nuestros accesorios y complementos. Toma nota de estas ideas tan prácticas como decorativas y notarás el cambio.

Lucir un espacio en perfecto orden es ingrediente básico en la decoración de un espacio ya que la desorganización puede echar a perder el trabajo del mejor interiorista. El cuarto de baño es el espacio más susceptible de mostrar desorden con toallas mal dobladas o sin colgar, cepillos por medio, maquillaje sobre la encimera, etc. Con los muebles adecuados, estanterías junto a la pared y otras soluciones que te proponemos tendrás todo a buen recaudo y alejado de miradas indiscretas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Estantes para todo

Los muebles de frentes abiertos y poco fondo aligeran el espacio aunque implican mantener todo perfectamente ordenado ya que todo queda a la vista. En Ikea encontramos estanterías de pared, muebles para encastrar el lavabo y módulos altos a juego para ganar zonas de almacén sin perder de vista la estética.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Almacén junto a la bañera

¡Qué buena idea! Un cajón semioculto en el faldón de la bañera; una opción fantástica para almacenar toallas y ganar al mismo tiempo un cómodo poyete como remate de la bañera para apoyar los botes de gel y champú. Es una propuestas de la firma Schmidt.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Por las paredes

El almacén vertical siempre es un gran aliado en espacios pequeños. Para el baño una excelente idea es colocar unas perchitas en la pared donde colgar el albornoz y las toallas. Si lo completamos con una cesta para la ropa pendiente de lavar el espacio quedará más despejado. Contenedor geométrico, de Ottoyana.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Ideas tradicionales

Como no, los muebles cerrados de toda la vida bajo el lavabo son excelente opción de almacén que además permite ser menos rígidos con el orden ya que el interior queda oculto. Unos cestos bonitos serán el complemento perfecto por ejemplo para guardar rollos de papel. Todo, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un mueble muy coqueto

Los diseños femeninos no tienen porqué estar reñidos con la funcionalidad. Este mueble de lavabo es un buen ejemplo de ello, con dos amplias baldas y frontal para proteger la pared de salpicaduras. Es de Car Möbel.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cajones laterales

Cualquier espacio es útil como almacén por pequeño que sea por eso triunfa este diseño de Schmidt con cajones frontales y laterales redondeados con estantes ocultos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Decorar con textiles

Si la planta de tu baño es irregular sacar partido a los retranqueos de la pared con muebles de almacén. En este espacio se aprovechó un desnivel para ubicar una estantería de gran capacidad perfecta para almacenar las toallas. Textiles y complementos, de H&M Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Toallas siempre calentitas

¡Qué maravilla es salir de la ducha y dejarse envolver por una toalla esponjosa y calentita! Si piensas como yo este radiador toallero será tu próxima adquisición; una fantástica idea para mantener las toallas bien colgadas y a punto. Es de Runtal.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mueble volado

Una de los trucos ópticos para integrar mejor un mueble en el baño y que resulte más ligero es en primer lugar que esté "colgado" de la pared y que luzca un acabado clarito, a ser posible en el tono de los azulejos. El modelo Emma de Gala resulta perfecto para este espacio, y má aún por su doble cajón interno, idóneo para cosméticos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Orden en casa