4 Cuartos de baño con diferentes estilos y adaptados a todas las necesidades

Elige entre estas 4 propuestas y toma nota de las piezas que necesitas para tener uno igual de bonito.

Baños con estilo
Hearst

Cuatro baños distintos entre sí, pero todos bonitos. Estos baños reúnen funcionalidad y estética, lo que se lleva y cómo se lleva. ¿Qué versión te gusta más?

Un cuarto de baño con acabado natural

En este cuarto de baño el frente del lavabo se ha resuelto con un original poyete para colocar elementos de higiene.

Equipamiento moderno y funcional: armario de dos puertas y espejos. Todo, de Maisons du Monde.
Hearst

Muebles resistentes. Tanto el armario del lavabo como el estante y los espejos son de madera. Este material va especialmente tratado contra la humedad, por lo que no se hinchan las fibras ni se forman abombamientos.

Frente de mosaico. Para evitar las salpicaduras de agua, en la zona del lavabo se ha colocado un zócalo a media altura y retranqueado. Queda de maravilla con paredes pintadas.

Combinación de espejos. Es una de las últimas tendencias decorativas en los baños: colocar no uno, sino varios espejos y mezclar distintos diseños, o modelos iguales con formas diferentes.

Un baño con un toque romántico

Con lavabo redondo. En encimeras estrechas es el diseño que menos ocupa. Lo hay desde un diámetro de 25 cm.

Car Möbel propone este conjunto de lavabo tan original.
Hearst

Apuesta por el blanco. Es un color que transmite limpieza, pulcritud y hace mucho más luminosos los baños interiores. Además, coordina con cualquier color, más suave o más intenso.

Consola en vez de armario. Se ha sustituido el tradicional mueble bajolavabo por una consola muy decorativa, cuya encimera no es demasiado ancha, por lo que ocupa poco. En la parte inferior, las cestas sirven para ordenar objetos fuera de la vista.

Alfombras vinílicas. Son muy apropiadas para el baño, pues no se estropean con el agua, al contrario, se pueden lavar... y animan los espacios.

Un cuarto de baño con diseño retro

En este baño el grifo-ducha pone un toque moderno en un baño de estilo vintage. ¡Qué buena idea!

Se combina un formato de azulejo pequeño en paredes y grande en suelo.
Hearst

Blanco y oscuro. El juego de color de los azulejos gris-plomo con el blanco del lavabo
y los estantes, aporta contraste y elegancia.

Gran lavamanos con patas. Cómodo y muy amplio, las medidas habituales de estos lavabos suelen ir desde los 62-80 cm de ancho y los 48-55 cm de fondo. La altura está entre los 20-30 cm, a la que hay sumar la de las patas, 60-65 cm.

Baldas como armario. Se gana el frente sobre el lavabo, buena solución para baños pequeños. El espejo, en estos casos, se puede poner en otra pared, o en la puerta de acceso.

Cuarto de baño estilo ibicenco

En este espacio, los muebles de obra, además de económicos, aprovechan al máximo el
espacio.

Un baño muy natural: los objetos -cestas, velas, dispensadores-, de Muy Mucho, crean dicho ambiente.
Hearst

Armario de obra. Un gran mueble abierto con acabado blanco resuelve el problema de almacenaje, sin ocupar espacio físico y visual.

Suelo de piedra. Se ha elegido un pavimento de pizarra con un acabado antideslizante -para evitar patinazos- y con piezas de tamaño y forma irregulares. La disposición aleatoria
y las grandes juntas de unión hacen que el resultado sea muy dinámico y moderno.

Amplio espejo. Duplica la sensación espacial real, más si el modelo lleva luz integrada con regulación de intensidad: ¡lo último!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Baños